Milagrosamente nos sostienen

 

La Llamada Orante supone una posición de sintonía con el Misterio Creador.

Es asumir nuestra humildad y sumisión en la Creación. Y una escucha de las directrices que… en alguna manera… nos transmite ese Misterio Creacional.

La forma de expresarse la comunidad humana, ha sido referenciándose en sí misma.

Muy atrás quedan los animismos, los politeísmos… Y se instauran religiones monoteístas competitivas, agresivas… Y, progresivamente, también éstas se hacen decadentes como intermediarias entre lo humano y lo divino.

Y el ser, cada vez se referencia más en sí mismo, como si hubiera sido su decisión existir, estar y transcurrir.

Un hedonismo ególatra que, amparado en “libres albedríos”…, compite, manda, ordena… y establece una guerra de posiciones.

Y es así como la humanidad marcha… de tropiezo en tropiezo. Con hambres…, con ´sedes’…, con corrupciones… y un largo etcétera.

Simultáneamente –a la vez- se desarrollan seres que establecen su referencia en el Misterio Creador –véase lo Divino, Dios, y otras denominaciones-. Y se establecen esas referencias en base a lo creado; en base al micro-universo en donde estamos, en este lugar del universo.

Y dentro de nuestra capacidad cognitiva –véase inteligencia-… no resulta muy difícil descubrir que el acontecimiento de la vida en este lugar del Universo es excepcional, extraordinario, singular. Y evidentemente no ha sido gestado por el ser humano.

Con esa simple perspectiva, podemos deducir que nuestras referencias en torno a la vida… deben establecerse en el Misterio. Aunque el hombre ya ha elaborado teorías a propósito de “el surgir de la vida y su desarrollo”. Pero ninguna ha conseguido establecer las suficientes evidencias… como para pensar que la vida ha sido una cuestión de “suerte”; que surgió por… un imprevisto.

Al contemplar la biodiversidad, nos podemos imaginar que todo este acontecer de vida es producto de un origen desconocido. Y, sobre todo, que ese origen sigue incidiendo sobre lo creado. Gracias a lo cual… la vida continúa.

Y es así como podemos referenciarnos en el Misterio Creador a través de lo creado.

La Llamada Orante nos insiste en que nos posicionemos y nos referenciemos… en torno a esa Magia Creadora.

Con ello, asumimos una posición de humildad, un desarrollo de la sumisión, como expresión de la misión que debemos realizar por nuestros dones.

Y en ese sentido, nuestra capacidad de ‘ser-vicio’… sería la actitud en la que aportáramos elementos liberadores, ya que la presencia de cada ser de humanidad se debe a una necesidad.

Dicen los credos religiosos: “Nuestro Auxilio es el Nombre” –el Nombre del Señor-. Tomando esa referencia, “Nuestro Auxilio es el Nombre del Misterio Creador”. Interpretando “el Auxilio” como ese hilo referencial, ese aliento providencial que sobre cada ser vivo derrama lo Sublime, lo Eterno, Lo Innombrable.

El auxilio, debemos pedírnoslo a nosotros mismos, primero, para poder revisar nuestras actitudes de consciencia. Auxiliarnos en nuestras actitudes…; corregir posiciones…; introducir innovaciones liberadoras.

Y en la medida en que nos auxiliamos con nuestros recursos, podemos ir descubriendo que ese proceso auxiliador está inducido por ese Misterio Creador.

Abandonamos nuestro protagonismo… y, sin dejar de ejercitar nuestras cualidades como especie, nos damos cuenta de ese “auxilio permanente”.

Un auxilio permanente en lo cotidiano, diario… Que se puede resumir en ese dicho que dice: “Estoy vivo, de milagro”.

 Se suele decir cuando acontece un accidente, un riesgo extremo…

Pero, sin llegar a esos extremos, en el diario vivir, ¿cómo se produce el milagro de continuar viviendo?

La Llamada Orante nos transmite la necesidad de desarrollar nuestra consciencia creativa.

Y a la hora de asumir nuestra referencia en el Misterio Creador… y diluir nuestro protagonismo manipulador…, ir descubriendo que nos llevan.

Darnos cuenta, en los detalles, de que nos cuidan.

Y que todo ello ocurre, en cada ser, de manera diferente.

Milagrosamente nos sostienen.

Y no nos sostienen por nuestros méritos… Más bien… lo hace, lo desarrolla –ese sostenimiento-, por la grandiosidad del Amar de lo Eterno.

Y es así como cada AMA-NECER, nacemos de nuevo, gracias a ese AMAR insondable.

Un AMAR insondable que no podemos dominar, ni controlar, ni manipular.

***

Imprimir

ORACIÓN

La Oración que realizamos es una Oración que no está circunscrita a ninguna religión. Creemos que la Oración puede ser un instrumento Liberador y Sanador. Y tiene como referencia a la Creación, a las diferentes Fuerzas que nos animan sin entrar en ponerle un nombre u otro. La creencia de que la Oración es un elemento indispensable para nosotros, nos llevó a crear un espacio dedicado exclusivamente a la oración: “La Casa del Sonido de la Luz”, un lugar situado en el País Vasco , en Vizcaya, en la estructura de un caserío. Allí se realizan encuentros orantes y jornadas de retiro.

LA CASA DEL SONIDO DE LA LUZ

LA CASA DEL SONIDO DE LA LUZ
“La Casa del Sonido de la Luz” ARGI DOINU ETXEA se encuentra en la localidad de Ea, Vizcaya. Un espacio abierto para los alumnos de la Escuela Neijing, los cuales pueden realizar estancias de 1 a 5 días.
TIAN

TIAN

Sede central de la Escuela Neijing
RADIO Y TELEVISIÓN

RADIO Y TELEVISIÓN

Nuestro canal de comunicación
INSPIRACIÓN FEMENINA

INSPIRACIÓN FEMENINA

Asociación Inspiración Femenina
SEDES

SEDES

Escuelas Neijing en el mundo